Fibroscan, alternativa no invasiva a la biopsia hepática

fibroscan2

Descripción

El fibroscan o elastografia hepática está considerada como una técnica no invasiva segura en su ejecución, muy bien tolerada por los pacientes y que no  presenta efectos secundarios. Utilizando una onda de vibración pulsátil y de ultrasonidos, correlaciona la velocidad de propagación de estas con el grado de dureza hepática, llegando a evaluar una área 100 veces superior a la valorada en la biopsia hepática.


Preparación

La prueba se realiza en menos de 10 minutos, el paciente acostado en decúbito supino con el brazo derecho por encima de la cabeza. Se coloca el transductor en la piel a nivel del hígado, realizando una media de 10 registros.


Indicaciones

Los resultados de los diferentes registros hepáticos se expresan en kilopascales (kPa), tomando el valor promedio de los mismos.
El grado de fibrosis se divide en 4 fases:
Fibrosis grado 0-1 (F0-F1): Menor a 7 Kpa. Mínimo riesgo de progresión, se aconseja no tratar.
Fibrosis grado 2 (F2): Entre 7 y 9,4 Kpa. Fibrosis moderada .Repetir el Fibroscan en tiempo diferido, para valorar posible progresión e indicación del tratamiento.
Fibrosis grado 3 (F3): Entre 9,5 y 12 kpa. Fibrosis avanzada, precisa tratamiento antivírico.
Fibrosis grado 4 (F4 ): Superior a 12 Kpa. Fibrosis grave. Alto riesgo de cirrosis. Tratamiento urgente.


Duración de la prueba

10 minutos.


Entrega de resultados

Mismo día.